HammaLa Red de Jardines Botánicos del Mediterráneo y Oriente Medio fue creada en 2009 por la Fundación de Cultura Islámica, en el marco del programa Med-O-Med, Paisajes Culturales del Mediterráneo y Oriente Medio. A lo largo de la Historia, los musulmanes diseñaron bellos jardines para el disfrute, como aún se pueden contemplar en Granada, Siria, Turquía, Irán o el Magreb. Sobresalieron además las explotaciones agrarias, experimentales y de aclimatación, en especial en al-Andalus, precursoras de los jardines botánicos del Renacimiento. Ello propició lo que se conoce como una revolución verde, que permitió el cultivo intensivo de especies vegetales que habrían de vivificar la economía, mejorando la culinaria, la farmacopea y la industria textil.

Sin embargo, hoy en día el Mediterráneo afronta problemas medioambientales que amenazan a todos los Estados de la región como escasez de agua, pérdida de patrimonio natural, contaminación y escaso desarrollo del medio rural. Los jardines botánicos en el Mediterráneo Sur y Este no cuentan con suficientes recursos económicos para contribuir a la conservación de la biodiversidad y realizar investigaciones agronómicas que repercutan en toda la zona Mediterránea.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

El número de jardines botánicos que existen en el Mediterráneo y Oriente Medio es muy reducido y está por debajo de las necesidades requeridas para asegurar la conservación in situ y ex situ de la flora y de los recursos filogenéticos de esta región del mundo. El trabajo en red de agentes medioambientales y culturales de la zona mediterránea y medio oriental, a través del programa Med-O-Med, supone aunar esfuerzos para incrementar la actividad y el intercambio en conservación, investigación y educación en esta parte del mundo.

Objetivos

Con la creación de una Red de Jardines Botánicos en el Mediterráneo y Oriente Medio, la FUNCI pretende recuperar el espíritu científico y conservacionista propio de la civilización islámica.

El proyecto, ya iniciado en diversos países del área Mediterránea, se centra en los siguientes aspectos:

  1. La recuperación, desde el punto de vista arquitectónico y botánico, de jardines botánicos históricos, y de jardines históricos de época o estilo islámico, caídos en desuso.
  2. La creación de jardines botánicos de nueva planta,  nuevo diseño y compromiso actual.
  3. El intercambio y la colaboración entre jardines botánicos ya existentes en el Mediterráneo y Oriente Medio.

Noticias relacionadas