Muhammad según Leon Tolstoy

Muhammad siempre ha estado por encima de la cristiandad. No considera Dios como un ser humano, y nunca se equipara él mismo a Dios. Los musulmanes no adoran nada excepto a Dios, y Muhammad es su mensajero. No hay ningún misterio ni ningún secreto en ello”.

León Tolstoy