Apostamos por las finanzas islámicas


Notice: Undefined variable: meta_text in /var/www/vhosts/funci.org/httpdocs/wp-content/themes/flatsome-child/template-parts/posts/single.php on line 380

Durante estos días una parte de la sociedad española se está manifestando; alzando su voz contra los abusos políticos, sociales y financieros. Al modo de las revueltas en Islandia y -salvando las distancias- las de los pueblos árabes, los jóvenes y no tan jóvenes españoles están tomando las plazas en periodo pre-electoral para pedir reformas legislativas y dejar oir su descontento. La revolución a la española, la están llamando, o el movimiento 15M, a instancias de los movimientos árabes.

Tal vez se esté haciendo realidad el sueño de nuestro amigo Pedro…

«Una  juventud sin sueños es una pesadilla»

Y «¿Si no sabes gobernarte a ti mismo cómo quieres gobernar a los demás? Y si sabes gobernarte a ti mismo ¿para qué necesitas que te gobiernen?»

Esto es lo que rezan algunos de los centenares de carteles que se pueden leer estos días en la Puerta del Sol de Madrid.

Desde la FUNCI intentamos aportar soluciones o cuanto menos, ideas, para que un cambio global sea posible. Una de ellas, fruto de un trabajo de fondo, es la de las Finanzas Islámicas; una de las alternativas más sólidas para una economía sostenible y equitativa. Esta nueva línea de trabajo e investigación, llamada Ummah, finanzas, sociedad e islam, forma parte de nuestro programa de cooperación Med-O-Med.

Os ofrecemos un resumen:

Med-O-Med y la economía sostenible

Con el liderazgo del presidente de la FUNCI, Cherif Abderrahman Jah, la FUNCI lanzó en 2009 una iniciativa llamada Med-O-Med, Paisajes Culturales del Mediterráneo y de Oriente Medio para incitar los países de la región a proteger su patrimonio paisajístico desde el respeto a su identidad cultural.

Med-O-Med pretende así contribuir a la mejora de la calidad de vida de las poblaciones del Mediterráneo y de Oriente Medio mediante proyectos participativos diseñados desde la base, que garanticen el respeto a la naturaleza, la realidad social y la forma de vida local.

En el marco de este programa de cooperación internacional, la FUNCI está formulando un proyecto sobre la Economía Sostenible destinado a fomentar vías alternativas de desarrollo social y de actividades respetuosas con el medio-ambiente.

En su constante reflexión para impulsar proyectos de alto contenido social, así como de conservación del medio de una forma sostenible, la FUNCI considera imprescindible acompañarlos de un sistema económico ético y respetuoso con el ser humano.

Debido a los estragos provocados por el debacle financiero internacional y su incalculable coste humano, el Presidente de la Fundación cree que los valores éticos inherentes a la banca islámica, así como su concepto de repartición equitativa del riesgo, podrían aportar importantes claves para la promoción de unas finanzas más equilibradas, especialmente en un momento en el cual la economía internacional está buscando nuevas referencias éticas.

La Fundación de Cultura Islámica quiere acercar tanto al público en general, como a las personas pertenecientes al ámbito de los negocios, a este fascinante mundo a través de una serie de actividades didácticas y formativas.

Poco conocida en España, la banca islámica se asemeja a la banca ética en su compromiso social y en la exclusión de ciertos sectores de inversión considerados perjudiciales para el ser humano. Además, tal y como era el caso en el mundo cristiano hasta el siglo XVIII, las finanzas islámicas se basan en la prohibición de los tipos de interés, prefiriendo en su lugar vincular su actividad a la economía real (y no a la especulación) así como a la asociación y el reparto de los riesgos de inversión.

Economía duradera

La FUNCI cree que divulgar estos conceptos podría contribuir al crecimiento de una economía más duradera, fomentando proyectos empresariales susceptibles de mejorar la vida de los más desfavorecidos, a través de instrumentos como las micro-finanzas islámicas, es decir los micro-créditos sin interés. Por otro lado, pretende también crear lazos de negocios más estrechos entre Occidente y Oriente al promocionar códigos de buenas prácticas comerciales destinadas a acercar a los pueblos.

Debido a sus vínculos históricos con el legado musulmán, la Fundación piensa que España debería tener un rol fundamental en esta reflexión. Desde España irradiaron tanto la esencia del conocimiento andalusí hacia Europa, como un fértil comercio, facilitando un intenso intercambio de ideas, de saberes y de mercancías. No en vano, al-Andalus representó el espacio político, económico, comercial y cultural donde se desarrolló el más largo y fructífero encuentro entre Oriente y Occidente. Su influencia alcanzó la vida cotidiana de los pueblos y ayudó a su coexistencia pacífica.

La FUNCI cree que divulgar estos conceptos podría contribuir al crecimiento de una economía más duradera, fomentando proyectos empresariales susceptibles de mejorar la vida de los más desfavorecidos, a través de instrumentos como las micro-finanzas islámicas, es decir los micro-créditos sin interés.

Por ello, la FUNCI considera que es importante recuperar esa herencia dejada por la cultura andalusí en Europa, y recordar las prácticas comerciales y medioambientales que se llevaban a cabo en aquel tiempo y se revelan de total actualidad, como sucede con la agricultura orgánica y la gestión responsable y equitativa de los recursos hídricos. El objetivo de la FUNCI a través de su programa Med-O-Med es contribuir al desarrollo de un mundo más justo, solidario y respetuoso con el medio natural, así como aportar soluciones que ayuden a alcanzar las metas de este milenio, como son la lucha contra la pobreza y la erradicación del hambre.

Por su larga experiencia en la transmisión del conocimiento del mundo musulmán y la civilización islámica, así como por su amplia labor en favor de la erradicación de los tópicos y prejuicios, la FUNCI pretende ejercer una labor de sensibilización sobre lo que puede aportar la banca islámica a una economía más duradera, no solamente desde su perspectiva histórica, sino como portadora de herramientas válidas para afrontar los desafíos del presente y del futuro.

La Fundación de Cultura Islámica quiere acercar tanto al público en general, como a las personas pertenecientes al ámbito de los negocios, a este fascinante mundo a través de una serie de actividades didácticas y formativas.